La "tribu" somos todos

La “tribu” somos todos

Tere Iribarren. Un proverbio africano dice que para educar a un niño hace falta la tribu entera. Y esa idea centra el libro Aprender a vivir del filósofo y profesor José Antonio Marina, un estudio que intenta buscar una salida a la situación educativa, en la que padres y educadores se pasan la patata caliente.

Dice que hay que movilizar a muchos y no sólo a los docentes y padres, dado que en el momento actual  sindicatos y  gobierno viven instalados en un círculo cerrado de excusas.

¿Cómo se rompe esa situación? “Si queremos hacer una gran reforma tenemos que abrir las compuertas de la sociedad y llamar a la movilización educativa”.

En el terreno de la educación se oye con frecuencia que son los otros los que tienen que arreglar esta situación de deterioro y  pocos piensan que la responsabilidad en un cambio de paradigma es de la tribu…y  la tribu  “somos todos”.

Somos tribu:

  • Los planes de estudio racionales, coherentes, integradores del saber, con objetivos claros y niveles de exigencia, con mirada al pasado y al futuro.
  • Los MCS que a pesar de nombrar competentes  Consejos, no son precisamente  trasmisores de valores.
  • Muchos  padres que navegan entre la desorientación, la falta de tiempo  y la permisividad.
  • Los niños que amanecen en la  TV antes que a  desayunar, y se van impregnando de criterios de facilidad y superficialidad;  pocos programas animan y estimulan al esfuerzo, a la  constancia y al trabajo.
  • Los jóvenes y adolescentes que tienen como espejo el ordenador, el video juego, una comunicación a veces estéril por no decir peligrosa. Si no se les pone límites, si no se les orienta en el camino  ¿Cómo van a vivir?
  • Los  educadores, cuya tarea y en concreto sus horas “de pizarra” les impiden una seria  formación, una puesta al día y tiempo disponible para el estudio y para integrar nuevas técnicas de aprendizaje y metodologías. Es decir hoy urge  una nueva cualificación, un mayor reconocimiento, y un alto nivel profesional.

¿Cómo pueden decir los políticos que el  recorte de plantilla y de medios no va afectar al sistema educativo? ¿Lo dicen desde los despachos y desde los eslóganes de los partidos? ¿Han visitado alguna vez las escuelas  privadas o públicas de los barrios?

A lo largo de 30 años he vivido en la  educación tantas Reformas que ya se me ha desdibujado el número.

Una reforma coherente supone  pagar un alto precio… Espero que la tribu se implique.

http://articulo26.wordpress.com/el-sistema-educativo/
Para continuar haciendo posible nuestra labor de reflexión, necesitamos tu apoyo.