Propuestas electorales como Dios manda

Propuestas electorales como Dios manda

[En los próximos días reproduciremos las propuestas realizadas de cara al 20-N por el apostolado social de los jesuitas en el documento “Crisis prolongada, solidaridad reforzada”. De momento, nos hacemos eco de este artículo de Gonzalo Fanjul en El País).

VeusGonzalo Fanjul. Les propongo un pequeño juego para este viernes previo al puente. Adivinen: ¿quién ha hecho estas propuestas a los partidos que concurren a las próximas Elecciones Generales?

1.- Un Pacto por la Inclusión Social que garantice, entre otras cosas, el incremento del gasto en protección social para acercarlo a la media de la UE (un 27% del PIB frente al 22% de España).

2.- Mejorar la cohesión de la sociedad a través de una política fiscal más justa y progresiva: reconsiderar los impuestos de patrimonio y de sucesiones y donaciones en las comunidades autónomas que no lo apliquen; mejorar la progresividad del IRPF y del impuesto de sociedades; e impulsar una tasa a las transacciones financieras internacionales.

3.- Reducir las desigualdades en el acceso a servicios esenciales como la salud, la educación de calidad y la vivienda: luchar contra el fracaso y abandono escolar que afecta al 30% de los estudiantes de enseñanza obligatoria; destinar el 5% de la vivienda construida o rehabilitada a vivienda pública de inclusión social.

4.- Implantar un sistema universal de garantías de rentas mínimasque corrija las ineficiencias del modelo actual; impulsar las Rentas Activas de Inserción; y poner en marcha planes ambiciosos deinserción laboral para las personas en riesgo de exclusión.

5.- Una política migratoria más justa y garantista: Pacto de Estado sobre inmigración que garantice los derechos fundamentales de los trabajadores extranjeros y de sus familias; respetar el derecho de arraigo y de reagrupación familiar; promover la interculturalidad y la libertad religiosa; cerrar los Centros de Internamiento de Extranjeros (CIE).

Se equivocan. No ha sido ningún grupo de belicosos agitadores de izquierdas, sino la Comisión de Apostolado Social de la Compañía de Jesús en España. Por primera vez y de forma pública, los jesuitas han descendido a la arena política de unas elecciones generales para defender las propuestas que consideran más relevantes.

El documento Crisis prolongada, solidaridad reforzada –que fue presentado ayer en Madrid- es sencillamente intachable. Sus propuestas no solo trasmiten un profundo convencimiento ético, sino que son realistas y están enraizadas en la experiencia del trabajo diario en la lucha contra la pobreza y la exclusión social. Hoy mismo Avaaz lanza una campaña contra los CIE inspirada en parte en el trabajo que realizan las organizaciones jesuitas por dignificar el proceso migratorio.

A diferencia de las aflautadas recomendaciones del portavoz de la Conferencia Episcopal –que en su referencia pública a las eleccioneshizo todo menos repartir las papeletas del Partido Popular-, este documento no recomienda votar a ninguna formación política en concreto, sino exigir a todas ellas un compromiso básico con la defensa de la cohesión, la justicia y la dignidad de nuestras sociedades, que no son patrimonio de ninguna ideología. Es la voz inspiradora de los católicos en nuestro país, la que no se escucha tan a menudo.

http://blogs.elpais.com/3500-millones/2011/10/propuestas-electorales-como-dios-manda.html